Taller de Actualización para Pediatras en octubre de 2011

Los miércoles 5,12, 19 y 26 de octubre, de 14 a 16.30hs, se realizará en la sede del Instituto ARCIS (Arte y Ciencias de la Salud), Deheza 2723, CABA, el Taller de Actualización para Pediatras 2011 organizado por la Fundación Hospitalaria.

Se presentarán y debatirán casos clínicos.

Panelistas

 Pediatras, cirujanos, anestesistas, enfermeros, cardiólogos, especialistas en imágenes, terapistas, infectólogos.

La actividad es libre y gratuita y se sorteará entre los asistentes un Tratado de Pediatría Nelson.

Informes e inscripción: 4702-3116 de 10 a 16hs / fundacionhospitalaria@gmail.com

Si desean ver Programa de Actividades del Evento y Pieza de Difusión

envío los adjuntos por E-mail.

 http://temasdeenfermeria.com.ar
temasdeenfermeria@live.com.ar

http://twitter.com/#!/temasdeenfermer
Twitter: @temasdeenfermer

Crecen los Accidentes Cerebrovasculares

Los datos que maneja la OMS son por demás preocupantes ya que cada año, 15 millones de personas en todo el mundo sufren o padecen un accidente cerebrovascular.

En 2004, el accidente cerebrovascular causó 5,7 millones de muertes en todo el mundo (9,7% de la mortalidad total), mientras que en América latina acarrearon más de 250.000 muertes, pero para 2024 ese número podría triplicarse como resultado del envejecimiento de la población, afirma un reciente informe ¿Cómo reducir los accidentes cerebrovasculares en Latinoamérica? presentado por un grupo de especialistas de toda la región en el marco del III Conferencia Latinoamericana de la Sociedad Internacional de Farmacoeconomía.

“Las enfermedades cardiovasculares se producen principalmente por obstrucciones que impiden que la sangre fluya hacia el corazón o el cerebro. Y una de las más graves es la Fibrilación Auricular (FA) considerada la arritmia cardíaca sostenida más frecuente, que constituye un alto factor de riesgo de padecer un accidente cerebro vascular o ACV”, afirmó Peidró.

Según el experto, en comparación con la población general, las personas con FA tienen un riesgo cinco veces mayor de sufrir un accidente cerebrovascular. La FA es responsable del 20% de los accidentes cerebrovasculares isquémicos (accidentes cerebrovasculares causados por un coágulo que bloquea un vaso sanguíneo en el cerebro).

El doctor Sebastián Ameriso, jefe de Neurología Vascular de Fleni, aseguró  que la FA “es una epidemia que ya está en curso y en franco aumento, ya que al haber más expectativa de vida en la población, aparece un mayor riesgo de padecerla. Un 20 por ciento de las personas de más de 80 años la sufren, por lo que se incrementa más el riesgo de contraer un ACV.

Así, el riesgo de accidente cerebrovascular en pacientes con FA aumenta con la edad y con la adición de otros factores de riesgo (p.ej., hipertensión arterial, accidente cerebrovascular previo y diabetes). Entre los factores que ubican a un paciente con FA en el grupo de mayor riesgo de padecer un accidente cerebrovascular se encuentran: insuficiencia cardíaca congestiva, hipertensión arterial, edad mayor de 75 años, diabetes y accidente cerebrovascular o ataque isquémico transitorio previos.

“Por otra parte, los accidentes cerebrovasculares relacionados con la FA son más graves, provocan mayor discapacidad y tienen una peor evolución que los accidentes cerebrovasculares en pacientes sin la FA”, indicó Peidró. En un estudio mexicano, la mortalidad a 30 días luego de un accidente cerebrovascular fue del 22% en pacientes con historia de FA, en comparación con el 13,7% en ausencia de la arritmia.

En América latina hay 3 millones de personas que padecen esta forma de arritmia, pero sólo la mitad lo sabe. Las técnicas actuales sólo pueden prevenir la FA en algunos pacientes. La terapia con anticoagulantes reduce el riesgo de accidente cerebrovascular en pacientes con FA. Cuando se usa en forma adecuada y se monitorea cuidadosamente, reduce el riesgo de accidente cerebrovascular en alrededor de dos tercios.

Jueves 29 de septiembre de 2011 | 01:07

Por Víctor Ingrassia  | LA NACION

http://www.lanacion.com.ar/1410215-crece-el-sedentarismo-y-el-consumo-de-comida-chatarra

http://temasdeenfermeria.com.ar
temasdeenfermeria@live.com.ar
http://twitter.com/#!/temasdeenfermer
Twitter: @temasdeenfermer

29 de septiembre de 2011: Día Mundial del Corazón

 Crece el sedentarismo y el consumo de comida chatarra

En el Día Mundial del Corazón, expertos cardiólogos explican los factores de riesgo cardiovasculares en el país y el incremento de esas enfermedades

 

Sedentarismo, comida chatarra y tabaquismo concentran en su mayoría los problemas cardiovasculares en la sociedad argentina y en el mundo, según se encargaron de difundir un grupo de expertos con motivo del Día Mundial del Corazón que se celebra hoy.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), las cardiopatías, o enfermedades cardiovasculares son las responsables del 30% de muertes en todo el mundo.

Alberto Alves de Lima, director de docencia del Instituto Cardiovascular de Buenos Aires (ICBA), adelantó tres parámetros para llevar una vida sana y con menor riesgo para el corazón y las arterias: comer en base a frutas y verduras, hacer actividad física y no fumar.

“Hay que evitar ingerir la comida rápida o chatarra. Por lo menos caminar para aumentar el ritmo respiratorio. El ejercicio aplicado hasta en pequeños espacios, incrementa la salud y la vitalidad del corazón, ya que está comprobado que hacer actividad física reduce en un 50% las probabilidades de sufrir estas enfermedades. Y por último no fumar”, indicó Alves de Lima.

“Después del azote de las hambrunas, las guerras y las epidemias, en los últimos años la enfermedad cardiovacular, que no es trasmisible, se transformó en la primera causa de muerte en el mundo.

Por cada 100.000 muertes, unos 250 son por causas cardíacas. O de cada 100, unas 33 mueren por esas causas, sobre todo después de los 45 años”, explicó el doctor Gerardo Bozovich, director médico de la Fundación Favaloro.

Bozovich explicó que la arterioesclerosis es la más común de esas afecciones en arterias coronarias, junto a los infartos de miocardio y ataques cerebrales (ACV), que explicó que existen muy buenas oportunidades de prevención de esa afección, como así también tratamientos con la enfermedad instalada ya que cada vez se sobrevive mejor y más.

Respecto a los preventivos, el especialista apuntó al control de factores de riesgo, como la hipertensión, el tabaquismo, el sedentariosmo y el colesterol alto. También señaló los tratamientos farmacológicos que modulan los lípidos y el colesterol para prevenir la arterioesclerosis. Finalmente habló de los tratamientos invasivos por catéter y por cirugía, como el conocido By pass, técnica creada y desarrollada por el doctor René Favaloro.

Sedentarismo en alza

El sedentarismo es hoy uno de los enemigos de la salud cardiovascular de los argentinos, ya que de una reciente encuesta elaborada por TNS Gallup y difundida por la Fundación Cardiológica Argentina (FCA), brazo hacia la comunidad de la Sociedad Argentina de Cardiología (SAC), cuatro de cada diez personas hace actividad física sólo una vez por semana o ninguna.

“La persona sedentaria tiene las arterias más fijas y tiende a que se hagan más gruesas y con tendencia a tener un problema arterioesclerótico. Aquellos que hacen al menos una caminata de entre 30 a 60 minutos, la mayor cantidad de días de la semana, genera una disminución en la rigidez de la arteria y disminuye la presión que se ejerce sobre la sangre”, afirmó el doctor Roberto Peidró, prosecretario de la FCA.

“Una persona que hace ejercicio hoy regularmente, aunque sea una caminata y aquella que no lo hace, en diez años tendrá el 50 por ciento menos de probabilidad de tener hipertensión arterial”, completó el especialista, que recomendó a la persona que ya padece hipertensión, seguir un tratamiento médico adecuado, reducir la sal en la alimentación, hacer ejercicio físico y atenuar factores externos sociales como el estrés, o la depresión o ansiedad por problemas personales o laborales. “La natación es un deporte excelente para mejorar la actividad cardiovascular y circulatoria”, resaltó.

El cardiólogo Ricardo Iglesias, presidente de la FCA resaltó los datos de la Encuesta Nacional de Factores de Riesgo, que indican que entre 2005 y 2009 aumentó casi 10% el sedentarismo en la Argentina, pasando de 46,2% a 54,9%, e indicó que se trata de un factor de riesgo independiente para el desarrollo de enfermedades cardiovasculares. “Las personas sedentarias tienen mayor predisposición de sufrir hipertensión arterial, sobrepeso y obsesidad, diabetes tipo 2 y alteraciones del metabolismo del colesterol“, afirmó Iglesias.

“Según el Registro Interheart, publicado en la prestigiosa revista The Lancet en 2004, de acuerdo a una evaluación de 29.000 personas en 52 países, el colesterol es el principal factor de riesgo de infarto en el mundo, seguido del tabaquismo. Así, una persona con colesterol alto tiene un riesgo 3,25 veces mayor de sufrir un infarto en el término de un año”, agregó Iglesias, que se mostró contrario a las campañas que promueven el hedonismo en el hombre, donde fumar o comer comidas rápidas embargan de placer a quien consumen cigarrillos o comida chatarra.

Iglesias también destacó el elevado consumo de sal en la Argentina. “Acá comemos de 16 a 18 gramos de sal por día. Lo recomendado es 5 o 6. Por eso lanzamos la campaña “Sal de la mesa”. Es lo mismo que una campaña vial. Usar el cinturón de seguridad le salva la vida a una persona el 0,0007 %. Pero en una comunidad salva el 7% de la totalidad de los muertos por accidente de tránsito. Al bajar medio milímetro la presión se evitan 2000 muertos por año. En Nueva York, por cada dólar que el gobierno pone para que las empresas reciclen la sal [bajen su contenido de los alimentos enlatados] y le pongan menos a los alimentos, el estado al año gana 12 dólares respecto a los gastos de atención médica”, precisó.

Consumir frutas y verduras para disfrutar una vida más saludable

http://www.lanacion.com.ar/1410215-crece-el-sedentarismo-y-el-consumo-de-comida-chatarra

Por Víctor Ingrassia  | LA NACION

Jueves 29 de septiembre de 2011 | 01:07

http://temasdeenfermeria.com.ar
temasdeenfermeria@live.com.ar
http://twitter.com/#!/temasdeenfermer
Twitter: @temasdeenfermer

Saber controlar el pulso ayuda a prevenir el infarto cerebral

imagesControlar el pulso

Epidemia en camino 

 El envejecimiento de la población aumenta el número de casos 

 Los ACV asociados con una arritmia frecuente (fibrilación auricular) en mayores son más discapacitantes.

Controlarse el pulso periódicamente, algo que cualquier persona puede hacer sin mucha más tecnología que un reloj, es una medida sencilla pero sumamente útil para prevenir el accidente cerebrovascular (ACV).

Detectar la presencia de un ritmo irregular en el pulso es el primer paso para el diagnóstico de la más común de las arritmias -la fibrilación auricular-, que es la causa del 20% de los ACV en los que se obstruye una arteria cerebral.

“Aunque puede dar síntomas como palpitaciones, cansancio o falta de aire, en muchos casos la fibrilación auricular suele pasar desapercibida. Se estima que en América latina hay 3 millones de personas que padecen esta forma de arritmia, pero sólo la mitad lo sabe. Y en la Argentina, aunque no hay estadísticas al respecto, sucede lo mismo”, dijo a La Nacion el doctor Ricardo Iglesias, presidente de la Fundación Cardiológica Argentina.

La amenaza para la salud que supone la fibrilación auricular, además, está en aumento. “A más edad, más riesgo de padecerla; por encima de los 80 años de edad, la padece el 20%de las personas”, agregó Iglesias. “Es una epidemia que se viene, porque las personas viven cada vez más años”, dijo por su parte el doctor Sebastián Ameriso, jefe de Neurología Vascular de Fleni.

En 2004, en América latina los accidentes cerebrovasculares causaron más de 250.000 muertes, pero para 2024 ese número podría triplicarse como resultado del envejecimiento de la población, afirma el informe ¿ Cómo reducir los accidentes cerebrovasculares en Latinoamérica, presentado en el marco de la III Conferencia Latinoamericana de la Sociedad Internacional de Farmacoeconomía.

Por eso, el citado informe, suscripto por numerosas sociedades científicas -entre las que se cuentan la Sociedad Neurológica Argentina y la Asociación Médica Argentina-, recomienda mejorar la detección de la fibrilación auricular, un factor de riesgo de ACV mucho menos conocido que la hipertensión, el tabaquismo o la diabetes.

“Todo el mundo sabe que el cigarrillo y el colesterol alto son malos, aun cuando no se cuide, pero no existe conocimiento en la población sobre el riesgo que representan las arritmias”, opinó Iglesias.

Guerra contra el coágulo

La fibrilación auricular no sólo aumenta cinco veces el riesgo de sufrir un ACV, sino que además es un factor de peor pronóstico en comparación con accidentes cerebrovasculares producidos por otra causa. “Los ACV causados por la fibrilación auricular suelen ser más graves y causar daño neurológico más severo”, comentó el neurocirujano Pedro Lylyk, director del Centro Integral de ACV de la Clínica La Sagrada Familia. “Esto se debe a que usualmente son causados por coágulos grandes, que obstruyen arterias como la carótida o la cerebral media”, explicó.

¿Cómo se relaciona el ritmo caótico de la fibrilación auricular con los coágulos que causan un ACV? “Al contraerse el corazón en forma irregular, se produce el estancamiento de la sangre en el interior de la aurícula y se coagula -explicó Ameriso-. Ese coágulo queda pegado a la pared interna de la aurícula, pero cualquier contracción puede despegar el coágulo, que va por las arterias al cerebro, causando un embolismo.”

Hoy, el diagnóstico de la fibrilación auricular -que se sospecha a partir de la medición del pulso y que luego debe confirmarse a través de un electrocardiograma- apunta a combatir el coágulo. “Independientemente del tratamiento de la arritmia, que puede realizarse con medicamentos o mediante la ablación del foco eléctrico, hoy se indica el uso de anticoagulantes para hacer que el coágulo se degrade y prevenir así un ACV”, comentó Iglesias.

Hoy, a partir de las 10, la Fundación Cardiológica Argentina realizó la jornada “Tomate el pulso, prevengamos el ACV” en una carpa montada en la plaza San Martín (CABA). Allí, especialistas de la fundación enseñaron cómo es la forma adecuada de tomarse el pulso.

http://www.lanacion.com.ar/1409845-saber-controlar-el-pulso-ayuda-a-prevenir-el-infarto-cerebral

Miércoles 28 de septiembre de 2011 | Publicado en edición impresa.

Por Sebastian Rios  | LA NACION

El estigma de los murmullos en las personas con VIH positivo en Argentina

 Un estudio muestra cómo es la discriminación a los VIH Positivos en Argentina

La investigación midió el “índice de estigma” y determinó que además del “estigma externo” existe el “interno”, que viven muchas personas con VIH. El informe fue presentado en el Congreso Nacional de Sida, que se lleva a cabo en San Juan.  Cuando usted llega, se callan. Pero murmuran. Hablan de usted. Ellos. Sus compañeros de trabajo, sus amigos, sus hermanos. Quién sabe qué dicen. Dicen que usted está enfermo, que usted contagia, murmuran, y usted ya no se atreve a ir a reuniones ni busca empleo ni se acerca a un hospital. Casi seis de cada diez personas con VIH-sida han pasado, en los últimos 12 meses, por esta situación, la del murmullo, caracterizada como “de efecto siniestro, enloquecedor”. Es uno de los datos obtenidos, para la Argentina, en el primer estudio internacional sobre poblaciones para establecer un “índice de estigma” en personas que viven con VIH. El 57 por ciento de estas personas padeció algún orden de “estigma externo”, de los cuales el segundo en frecuencia, después del murmullo, son los insultos y amenazas. Pero, también, el 94 por ciento sufre por “estigma interno”, el temor a padecer situaciones de discriminación. El estudio muestra también que ocho de cada diez actos discriminatorios se vinculan, todavía, con el erróneo temor a que el VIH pueda transmitirse en situaciones de convivencia cotidiana. Y, quizá lo peor, más de cuatro de cada diez entrevistados revelaron que sus hijos fueron echados o no admitidos en la escuela porque el padre o la madre tenían VIH. La investigación, llamada “Indice de estigma en personas que viven con VIH”, fue dirigida por Mónica Petracci, profesora de la UBA, e impulsada por Onusida, la Dirección Nacional de Sida y redes de personas con VIH. Fue desarrollada por Fundación Huésped y Red de Mar del Plata.

Para leer el artículo completo haga clic aquí  Ver publicación completa »

Powered by WordPress | Designed by: Premium WordPress Themes. | Find the best Premium WordPress Themes, Checking and Free WordPress 4 Themes
Follow

Get every new post on this blog delivered to your Inbox.

Join other followers: